Fútbol Paraguayo

Los pilares del Olimpia bicampeón

Olimpia conquistó el campeonato paraguayo por segundo torneo consecutivo y para esta hazaña hubo participación de jugadores claves.

El torneo Clausura tiene dueño y es el mismo del Apertura. Olimpia logró este miércoles la conquista del segundo campeonato del año al vencer con contundencia a Guaraní por 4-1

Olimpia fue merecido ganador de este certamen gracias a los puntos altos de su equipo y la contundencia que ofreció en partidos claves.

Pilar 1, Roque Santa Cruz: El delantero mostró su mejor versión en la segunda mitad del año aportando no solo con goles, sino además con presencia en el ataque, donde siempre inquietó a los rivales con sus movimientos y pases que dejaban solos a sus compañeros.

Santa Cruz es el goleador de Olimpia con 9 conquistas, cuatro de ellas en un partido memorable ante el Deportivo Capiatá donde los elogios quedaron cortos ante aquella tarde perfecta del ídolo franjeado.

Pilar 2, Willi Mendieta: Olimpia tuvo a un mago encendido que brilló a plenitud en los partidos de alto calibre, como el reciente ante Libertad. El 10 se despachó con dos goles –el primero de ellos, una obra de arte– para ir sentenciando el Clausura a favor del Decano.

Pilar 3, Sergio Otálvaro: El colombiano fue de lo más regular en Olimpia, siendo pieza inamovible en el equipo de Daniel Garnero. Sus avances por el carril derecho siempre fueron sensación de peligro para los rivales por sus precisos centros.

El lateral colombiano no solo se destacaba por su poder ofensivo. También ofreció solidez en la marca y sus coberturas siempre fueron oportunas para transformarse en una muralla.

Pilar 4, Alfredo Aguilar: El guardameta siguió demostrando estar preparado para importantes desafíos debajo de los tres palos de un equipo grande. Aguilar no solo ofreció garantía, sino que también tuvo presencia y voz de mando en defensa.

Pilar 5, Jorge Ortega: El delantero se convirtió en el jugador de los goles claves para Olimpia. Apareció siempre y nunca le temblaron las piernas para convertir en encuentros decisivos.

Este miércoles no quiso decir ausente y aportó el cuarto gol para liquidar el expediente llamado Guaraní. Nueva conquista del sicario del gol.

Olimpia tuvo un equipo bien comandado por un excelente estratega como Daniel Garnero. El argentino siempre utilizó a los jugadores que tenían mejor rendimiento, sin dejar de potenciar a otros que iban de menor a mayor.

Otros jugadores como Richard Sánchez, Néstor Camacho, Richard Ortiz o José Leguizamón también fueron importantes para hacer del Olimpia un equipo sólido y contundente que logró la hazaña del bicampeonato.

Dejá tu comentario