Libertad

"Fueron muy ingratos con el club"

Rubén Di Tore, vicepresidente de Libertad, aclaró ayer por qué enviaron a Jorge Recalde, Ángel Lucena y Alan Benítez al freezer (categoría Reserva) hasta que finalicen sus contratos o reciban alguna oferta.

“Acá el problema no es futbolístico, es una decisión tomada con el presidente honorario (Horacio Cartes) por la ingratitud a todo lo que el club les brindó a estos chicos, no tanto por el tema de los contratos”, soltó el dirigente en la 1080 AM.

En tanto, Benjamín Benítez, padre de Alan, comentó que “no hubo diálogo” con su hijo.

“Le llamaron y fue para comunicarle que tiene que bajar a Reserva. Es mentira que se negoció con él”, aseguró.

Indicó además que su hijo no tiene ningún acuerdo con otro club y recordó que en enero recibió una oferta de Boca Juniors, la cual se rechazó. También reveló supuestas desprolijidades en el manejo del club e inconvenientes entre Alan y la directiva, en especial con el gerente deportivo, Jorge De los Ríos.

En tanto, Gerardo Acosta, abogado gumarelo, aclaró que la sanción a Lucena es por sus declaraciones en las redes sociales. Según informaciones, el jugador “indujo” a sus compañeros a no firmar sus contratos, lo cual llegó a oídos de la directiva.

Fuente: Agencia EFE

Dejá tu comentario