Fútbol Internacional

El Leicester no puede igualar al Tottenham y Liverpool al frente de la tabla

El Leicester perdió la oportunidad de igualar a puntos al Tottenham y al Liverpool al frente de la clasificación de la Liga inglesa, tras caer este lunes por 1-2 ante un Fulham que explotó los numerosos problemas que están sufriendo los "foxes" para sacar adelante sus partidos en casa.

Si el equipo de Brendan Rodgers se ha convertido en uno de los visitantes más temibles con victorias en campos tan complicados como los del Manchester City (2-5), Arsenal (0-1) o Leeds (1-4), su rendimiento como local deja mucho que desear.

Se volvió a confirmar este lunes ante el Fulham, en un choque en el que al Leicester de nada le sirvió monopolizar casi por completo la posesión de balón.

Lastrados por su lenta circulación, los locales apenas fueron capaces de crear peligro en el área de un Fulham que llegaba al King Power stadium como el equipo más goleado de la categoría.

Y cuando lo logró, el Leicester se topó con los palos, a los 19 minutos, en una jugada en la que primero el belga Youri Tielemans envió el balón a un poste y posteriormente el francés Wesley Fofana estrelló la pelota en el larguero.

Una falta de acierto que no tardó en castigar el Fulham, que once minutos más tarde, en el 30, se adelantó en el marcador con un gol de Ademola Lookman, que culminó con calidad un contraataque conducido por el exjugador del Villarreal André-Frank Anguissa.

Todo un mazazo que pareció dejar tocado al Leicester, que en los siguientes minutos concedió varios peligrosos contragolpes que acabaron por condenar a los de Brendan Rodgers.

Una nueva galopada, en este caso de Bobby De Cordova-Reid, acabó con el atacante jamaicano derribado en el interior del área por el austríaco Christian Fuchs.

Claro penalti que, sin embargo, el colegiado tardó varios minutos en señalar, tras ir a revisar las imágenes a instancias de los jueces de vídeo.

Una demora que no impidió al portugués Ivan Cavaleiro establecer a los 38 minutos desde los once metros el momentáneo 0-2.

Resultado al que el Leicester trató de dar la vuelta con la entrada en el segundo tiempo de jugadores como el turco Cengiz Under o el nigeriano Kelechi Iheanacho.

Pero de nada les sirvió a los “foxes” refrescar su delantera, incapaces de generar claras ocasiones de gol, todo lo contrario que el Fulham, que a punto estuvo de anotar el 0-3 a los 74 minutos en un remate de Lookman que obligó a lucirse al portero local, el danés Kasper Schemeichel.

Quien no falló fue el jugador Leicester Harvey Barnes, que estableció a falta de cinco minutos para el final el definitivo 1-2, demasiado tarde para que el Leicester pudiera evitar el triunfo del Fulham, que con este resultado logró escapar de los puestos de descenso a costa de unos "foxes" que deberán mejorar notablemente su rendimiento como locales si quieren seguir peleando por las primeras plazas de la clasificación.

Fuente: Agencia EFE

Dejá tu comentario