Fútbol Internacional

El Inter naufraga ante el Atalanta

El Inter de Milán naufragó este domingo en el campo del Atalanta (1-4) y, pese al sexto gol liguero consecutivo del argentino Mauro Icardi, interrumpió una racha de siete victorias seguidas en la Serie A italiana (Primera División).Inter se estrella en la Serie A.

Tras el valioso 1-1 cosechado contra el Barcelona en la Champions League, también en ese caso con gol de Icardi, el Inter se estrelló en el estadio Atleti Azzuri d'Italia de Bérgamo (norte) y sucumbió ante las dianas del holandés Hans Hateboer, el italiano Gianluca Mancini, el albanés Berat Djimsiti y el argentino Alejandro Gómez.

Sin el belga Radja Nainggolan, que descansó para no arriesgar con su esguince de tobillo, el Inter sufrió mucho la agresividad del Atalanta y concedió hasta 16 remates a portería en una primera mitad que terminó con desventaja de un gol solo gracias a una sobresaliente prestación del meta esloveno Samir Handanovic.

El equipo de Luciano Spalletti se ilusionó al comienzo de la reanudación, al aprovechar una pena máxima para que Icardi firmara el 1-1 y encadenara su quinto partido consecutivo viendo puerta por primera vez en su carrera.

En esos cinco encuentros "Maurito" firmó seis goles. Marcó al Fiorentina, un doblete al Spal, al Milan, al Lazio y este domingo al Atalanta y alcanzó las siete dianas ligueras, a dos del polaco Krszystof Piatek, del Génova, máximo artillero del torneo.

Sin embargo, el desgaste de energías físicas y mentales realizado el martes contra el Barcelona pasó factura a un Inter que recibió a la hora de juego el 2-1 del zaguero Mancini y se derritió en los últimos minutos al conceder el 3-1 a Djimsiti (m.88) y el 4-1 a Gómez (m.92).

Acabó con una debacle la visita a Bérgamo para unos milaneses que también se quedaron con diez hombres por la doble amonestación al croata Marcelo Brozovic.

El Inter se quedó tercero, a tres puntos del Nápoles, segundo y que ganó el sábado al Génova (2-1), y a seis del Juventus, que visitará este mismo domingo al Milan en San Siro.

Dejá tu comentario