Opiniones

Con el compromiso de exponer una buena imagen copera

Con los grupos armados y con las fechas establecidas comenzaron a jugarse las Copas Sudamericana y Libertadores y entre tanta agenda cargada se le suma un compromiso nacional de enorme responsabilidad como es tratar de estar en el Mundial de Qatar 2022.

Hay mucho en juego a nivel de equipos y de la misma Selección Nacional. La FIFA determinó el calendario el 17 de diciembre donde contempla los dos primeros partidos de marzo midiendo a Perú y Venezuela respectivamente. Después el paréntesis obligado por la Copa América que disputará entre junio y julio, pero antes las piezas se moverán a nivel de clubes, siendo Guaraní el primero en aparecer en escena en la Libertadores para enfrentar el 22 de enero en partido de ida al cuarto clasificado de Bolivia, que se conocerá recién a fin de año, estableciéndose la vuelta una semana después.

El Legendario va por contrataciones (incorporará al argentino Nicolás Maná y a García Guerreño, así como sumó al portero Gaspar Serbio; también hará uso de la opción de comprar el 50% del pase de Cedrés e intentará extender el vínculo con Fernando Barrientos). En contrapartida dejará ir a varios, la base del plantel se dará a conocer en los próximos días. La gestión de Guaraní no fue convincente y solo tuvo buenos partidos en contadas ocasiones, está claro que necesita mejorar.

El segundo en aparecer en la Libertadores será Cerro, cuyo debut está anunciado para el 5 de febrero, chocando con Universitario (dirigido actualmente por Gregorio Pérez) o Carabobo de Venezuela. De hecho, la revancha el Ciclón deberá jugar a puertas cerradas por la sanción de la Conmebol.

En el Azulgrana la vuelta de Arce es la principal novedad, en tanto se elabora la plantilla que será considerada para las competencias locales e internacionales. El equipo de Barrio Obrero tuvo enorme déficit futbolístico este año y los magros resultados lo acompañaron, por ello quedó lejos del título y de clasificación directa a la Copa.

Por una gran campaña

Una breve reunión, los números sobre la mesa, el plan trazado y a comenzar la función. Así fue la operación Libertad–Ramón Díaz para el próximo año. El Gumarelo se trajo un técnico de jerarquía y que sentó posición inmediata: ni Bareiro ni Franco transferidos. Al contrario, ya se manejan nombres para reforzar el equipo. No es oficial pero suenan Pablo Pérez de Independiente y Lucas Barrios, últimamente en Huracán. Trascendió también el nombre de Teo Gutiérrez.

Como es clásico en el Gumarelo, los refuerzos se los tienen bien guardados y una vez asegurados darán a conocer. Se “juramentaron” en campamento albinegro hacer un campañón en los dos torneos que se avecinan y la puesta será enorme.

Libertad se estrena en la Copa el 3 de marzo integrando la serie con Boca, Caracas y un equipo proveniente de la Fase 3.

Propuesta ambiciosa

El tetracampeón del fútbol paraguayo, a través de su presidente, está convencido de que se pueden lograr la cantidad de socios necesarios para autoabastecerse en gran manera en el orden económico. Sueña la dirigencia con 40.000 socios y tras ese objetivo encara el proyecto.

La construcción de la platea VIP que albergará 1.300 butacas está en pleno comienzo (un costo de 500.000 dólares) a lo que se le agregarán nuevos palcos y la contratación de más figuras, entre ellas Miguel Borja, que podría ser la adquisición estrella. A esto se suma lo de Derlis González, quien tiene principio de acuerdo. Esto se conoce hasta ahora, no descartándose otras posibilidades. La inversión es enorme y en la mente solo está el pentacampeonato y lograr su cuarta estrella continental.

Olimpia debuta el 4 de marzo ante Delfín de Ecuador, completando la serie Santos y Defensa y Justicia. Salvo ante el equipo brasileño, los otros dos partidos los disputarán en Para Uno.

Villa Elisa, la elegida

Los cuatro participantes por Paraguay de la Sudamericana arrancarán en febrero. El primero será Luqueño, el 5, ante Mineros en Puerto Ordaz; luego hará de local en cancha de Sol.

El 11 de febrero River lo hará de visitante ante Cali, siendo también Villa Elisa escenario del partido de vuelta.

En cuanto a Sol de América, y lógicamente en su estadio, recibirá el 11 a Goiás a las 21.30 (mismo día y horario en que juega el Kelito)

Un día después Nacional va con el Bahía de Brasil también a las 21.30, en carácter de visitante. Asumió en la Academia Roberto Torres, quien ya conoce la casa, por haber dirigido en años anteriores. Todo se mueve rápido y sin pausas. Habrá adelantamiento de pretemporada mientras se les viene encima a los ocho participantes en el orden internacional el torneo doméstico, que arrancará el 17 de enero. Hay que tener plantel y resto.

Más millones

De la mano de la gloria en la Libertadores se suman mayores recompensas económicas. Los premios de cuartos de final pasan de 1.200.000 dólares a 1.500.000 por partido jugado de local, los semifinalistas saltan de 1.750.000 a 2.000.000, y en caso de llevarse la corona embolsarán 15.000.000 de dólares más el 25% de la recaudación de la Final Única y participación directa al Mundial de Clubes 2021.

Evidentemente año a año se suma más dinero a las competencias de la Conmebol y por ello, las inversiones de sus participantes no se hacen esperar. El beneficio en dinero es altísimo.

Fuente: Impreso - Última Hora.

Dejá tu comentario