Cerro Porteño

Cerro remonta en Los Jardines y recupera terreno

Cerro Porteño, con un gol agónico, derrotó este miércoles a River Plate por la fecha 19 del torneo Clausura. El triunfo es vital para el cuadro azulgrana en su búsqueda por acceder de forma directa a la próxima Copa Libertadores.

Cerro Porteño venció en la agonía por 2-1 a River Plate y recuperó terreno en el acumulativo mirando la Copa Libertadores de América del próximo año tras la derrota en el superclásico y el empate de esta jornada de Libertad, su rival directo, contra el Sportivo Luqueño.

Federico Carrizo y Alberto Espínola marcaron los goles del equipo de Víctor Bernay. Herminio Miranda había adelantado al Kelito. Mathías Villasanto y Juan Gauto vieron la tarjeta roja en Los Jardines del Kelito. Fue un tiempo para cada equipo.

EL PARTIDO. El Kelito abrió el marcador mediante un tremendo sablazo de Herminio Miranda, a los 8 minutos del primer tiempo. El capitán de los locales aprovechó una habilitación de taco de Óscar Giménez y la poca marca azulgrana en la defensa de un lateral para adelantar al equipo.

El onceno que presentó Víctor Bernay en Los Jardines, con Mathías Villasanti como único mediocampista de quite, mostró un nivel opaco, con escaso volumen de juego. Un tiro libre de Arzamendia, a los 3 minutos, fue lo más importante que creó hasta el segundo cuarto.

El Ciclón se quedó con el territorio y la pelota desde el momento en que Juan Gauto vio la tarjeta roja directa, a un minuto de ingresado, por un pisotón sobre Villasanti (24 m). Aún en superioridad numérica, el elenco azulgrana siguió con un nivel discreto y solo preocupó con un disparo de Churín.

En el complemento, la imagen que ofreció Cerro no cambió para bien. A los cinco minutos del reinicio, Villasanti vio la segunda amarilla y dejó con 10 elementos al visitante. Ante la doble dificultad, Bernay prescindió de Juan Camilo Saiz y apostó por Federico Carrizo con el que jugó sin volante central de oficio.

No obstante, el ingreso del Pachi dio sus frutos debido a que fue el encargado de marcar la paridad, de tiro libre, pasando la hora del compromiso (61 m). Con la motivación del empate, Cerro arrinconó a su rival y puso llevar los tres puntos en las alforjas, pero el remate de Alberto Espínola devolvió el travesaño (78 m).

Diego Churín, antes de irse cambiado, también tiroteó contra la portería local. La presión azulgrana continuó y recién en el descuento pudo desnivelar el partido con un gran gol de Espínola, que recogió un rebote y mandó un poderoso remate imposible para Armando Vera (92 m).

Embed

Dejá tu comentario