Otros Deportes

Trail Blazers, playoffs y pérdida de Nurkic

Los Trail Blazers de Portland vivieron una noche cargada de emociones encontradas con un triunfo que les aseguró el pase a los playoffs y a la vez la pérdida por lo que resta de temporada del pívot bosnio Jusuf Nurkic, quien sufrió una gravísima lesión en la pierna izquierda.

Antes de que los Trail Blazers consiguiesen la victoria en la doble prórroga por 148-144 ante los Nets de Brooklyn, Nurkic quedaba tendido en la superficie del Moda Center, donde recibió la asistencia del personal médico del equipo de Portland y después retirado en camilla.

El primer informe médico dado a conocer por los Trail Blazers señala que Nurkic sufrió fracturas compuestas en la tibia y el peroné de su pierna izquierda inferior y estará fuera de la competición por tiempo indefinido.

Nurkic se lesionó, en el tiempo de la segunda prórroga, cuando intentaba capturar un rebote ofensivo y ya tenía en su haber un doble-doble de 32 puntos, 12 rebotes, cinco asistencias, dos recuperaciones de balón y cuatro tapones.

Al principio los jugadores de ambos equipos, incluido el base D'Angelo Russell, de los Nets, junto con el alero Jared Dudley se acercaron a Nurkic a ver si le podían ayudar, pero cuando vieron que tenía un hueso fuera se retiraron corriendo impresionados.

Nurkic había anotado canasta para el parcial de 134-132 y 3:40 minutos por jugarse de la segunda prórroga, que sería la ventaja que mantendrían el resto del camino.

El base Damian Lillard con un doble-doble de 31 puntos y 12 asistencias también fue decisivo en la victoria de los Trail Blazers, que son cuartos en la Conferencia Oeste con marca de 46-27.

Russell acabó de nuevo como líder de los Nets al aportar 39 puntos, nueve rebotes y ocho asistencias que no impidieron la derrota del equipo de Brooklyn, que vieron rota racha de dos triunfos consecutivos, y dejan su marca en 38-37, séptimos en la Conferencia Este.

El pívot montenegrino suizo Nikola Vucevic aportó un doble-doble de 28 puntos y 11 rebotes que le dejaron al frente del ataque de los Magic de Orlando en el partido que ganaron por paliza de 119-98 a los Sixers de Filadelifia.

La defensa de los Magic también hizo una gran labor a evitar que los Sixers anotasen un tiro de campo en cerca de 12 minutos, otra de los factores que les permitió llevar el triunfo que los mantiene en la lucha por estar en los playoffs de la Conferencia Este.

El equipo de Orlando completó su primera serie de 5-0 en su campo desde que llegó a la NBA y ahora tiene marca de 36-38, novenos en la Conferencia Este, medio juego por detrás de los Heat de Miami, que ocupan el octavo y último puesto con derecho a estar en los playoffs.

El pívot camerunés Joel Embiid volvió a ser también el líder del ataque de los Sixers al conseguir un doble-doble de 20 tantos y 10 rebotes, pero perdió el duelo individual con Vucevic y tampoco estuvo acertado en los momentos decisivos de la segunda mitad.

La ausencia del base australiano Ben Simmons, afectado por un virus estomacal, se notó en los momentos decisivos de la segunda parte, y los Sixers (47-27), a pesar de la derrota siguen terceros en la Conferencia Este.

El alero brasileño Bruno Caboclo confirmó su gran momento de forma y como titular de los nuevos Grizzlies de Memphis aportó un doble-doble de 24 puntos, su mejor marca profesional, y 11 rebotes, que lo dejaron al frente del ataque de su equipo en la victoria por 115-103 que consiguieron ante los Thunder de Oklahoma City.

Los Grizzlies no habían ganado a los Thunder desde el 29 de diciembre del 2016, mientras que Caboclo su mejor marca como profesional la tenía establecida en 16 puntos, que logró también ante el equipo de Oklahoma City, el pasado 7 de febrero.

El alero Paul George volvió a ser el líder encestador de los Thunder al aportar un doble-doble de 30 puntos, 12 rebotes y tres asistencias.

La derrota, la quinta que sufren los Thunder en los últimos seis partidos, los dejó con marca de 43-31 y vuelven a bajar al octavo puesto de la Conferencia Oeste, el último que da derecho a estar en la competición de los playoffs, empatados con los Spurs de San Antonio, que tuvieron jornada de descanso.

El pívot francés Rudy Gobert dominó en el juego ofensivo con un doble-doble y el base español Ricky Rubio se encargó de dirigir el ataque de los Jazz de Utah que se impusieron por 125-92 ante los Suns de Phoenix, el peor equipo de la Conferencia Oeste.

El triunfo de los Jazz, el segundo consecutivo, se dio a pesar de los 59 puntos que anotó el escolta hispano de los Suns, Devin Booker, que tenía su anterior marca encestadora en 55, los que había anotado el pasado diciembre ante los Wizards de Washington, en partido que se fue a triple prórroga.

Gobert aportó 27 puntos -mejor marca de la temporada-, 10 rebotes -seis defensivos--, y puso dos tapones que lo dejaron al frente de los cinco titulares que tuvieron números de dos dígitos.

Además Gobert también estableció la mejor marca en la historia de la NBA al llegar esta temporada a los 275 mates, incluidos seis que tuvo durante el partido ante los Suns.

Gobert superó la marca del pívot Dwight Howard, de los Wizards de Washington, quien en la temporada del 207-08 logró 269 mates, una faceta del juego que comenzó a ser incluidas en las estadísticas de cada partido a partir del 2000.

Fuente: Agencia EFE

Dejá tu comentario