Fútbol de Paraguay

Olimpia salva invicto en partido cargado de polémica

Tras un choque disputado a las más altas revoluciones, Olimpia y Sol de América se neutralizaron en Para Uno. En su debut, el delantero Jorge Ortega salvó el invicto decano.

Olimpia y Sol de América igualaron 3-3 en lo que fue el mejor partido de la octava fecha del Apertura.  El resultado mantiene a Olimpia en la punta del campeonato, ahora con 20 puntos. Expulsiones y acciones invalidadas marcaron la noche de lunes.

LA CRÓNICA. En el amanecer de la jornada en el Manuel Ferreira, tras arrancar en posición lícita, Tomás Rojas abriría el marcador a favor de Sol de América. Sin embargo, al momento de la definición, por un supuesto fuera de juego en ataque, la acción ya se encontraba anulada. Comenzaban así los cuestionamientos contra el arbitraje.

De igual manera, jugando de contragolpe, Sol volvería a adelantarse en el score. En la ocasión, sobre los 16', el Pinti Álvarez tomó el balón arriba y lo condujo hasta ganar el fondo franjeado.

Metido en el área, el ofensivo unicolor levantó la cabeza y mandó un centro perfecto para Aldo Vera, quien lanzado desde el aire, aprovechando el envión, aplicó un testazo al esférico y venció la floja resistencia de Alfredo Aguilar.  

Duro golpe para un Olimpia que por su parte salió decidido a buscar el empate, dejando reiterados espacios en la retaguardia. En respuesta, sobre los 26', por intermedio de Gustavo Velázquez, la visita ampliaría la diferencia 2-0 a su favor.

Otra vez por el flanco derecho, el conjunto dirigido por Héctor Marecos lograría sacar ventaja sobre la defensa rival.

Posteriormente, en un hecho inaudito, el árbitro Juan Gabriel Benítez expulsaría al portero danzarín. De manera consecutiva, Gerardo Ortíz vio dos tarjetas amarillas y en consecuencia la roja. La sanción se  daría por retención del tiempo en un saque desde el arco.

Molesto, todo el elenco azul encaró con vehemencia al juez central. En medio las protestas, Benítez volvería a enseñar otro cartón amarillo. Esta vez para Ernesto Álvarez.

Un ambiente tenso invadía la noche con las tribunas encendidas, y en ese torbellino de emociones, la cosa se volvería a poner cuesta arriba para los locales. Tras una magistral conexión, Álvarez encontraría el 3-0 que ilusionaba al cuadro de Villa Elisa.

Con la alegría solense, el entrenador Héctor Marecos también se adjudicaría la roja. Éste por festejo desmedido, debido a que realizó gestos obscenos hacia el sector de preferencia central (36'). Con él, el preparador físico también se fue expulsado.

Con uno menos en campo, Sol se replegó a defender lo que pretendía ser un batacazo, pero el Decano siguió intentando por todos sus medios y ya en el epílogo de la etapa inicial, Brian Montenegro descontaría la diferencia, dándole un toque electrizante a la cita.

Al instante, Benítez decretaría 7' de adición, y la ida camino a vestuarios se viviría con los dientes más que apretados.  

SEGUNDO TIEMPO. En el arranque de la complementaria, Daniel Garnero mandaría a Jorge Ortega por Mauricio Cuero, realizando un cambio que sumaría por completo a emparejar la balanza en Para Uno.

En su debut oficial con tal camiseta, Ortega, de cabeza, pondría el segundo para el franjeado y sobre los 77', el mismo Ortega igualaría el resultado, salvando el invicto y dejando la sensación de que Olimpia podría haberlo dado vuelta, gracias a su gran capacidad de reacción.

No obstante, antes, Villagra pudo haber decretado un histórico 2-4 azul, pero Benítez sancionó otra falta en ataque, situación que, para la vista del público en general, no quedó muy clara, levantándose nuevamente otra polémica en una jornada en el que los vestidos de flúor fueron quienes se llevaron todos los flashes.





Dejá tu comentario